Los niveles de oxitocina en la sangre se relacionan con los niveles en el líquido cefalorraquídeo

Molecular Psychiatry 2014 

Se ha encontrado la primera evidencia directa en niños de las mediciones de oxitocina en la sangre están estrechamente vinculadas a los niveles de oxitocina en el líquido cefalorraquídeo, que baña el cerebro.Esto que parecería obvio, es la primera vez que se descubre y conlleva una importante implicación en posibles futuros tratamientos.

Niveles bajos de oxitocina se vinculan con un alto nivel de ansiedad.

Se plantea la posibilidad de que la oxitocina podría ser considerada como un objetivo terapéutico para una variedad de trastornos psiquiátricos.

En los niños autistas, los niveles varían mucho. Sabemos que la ansiedad social afecta a un 80-90 por ciento de los niños con autismo.

La hipótesis más plausible sería que existen respondedores y no respondedores al tratamiento de autistas con oxitocina. Pero queda mucho por estudiar.

Anuncios