La multitarea es un mito

Al realizar múltiples tareas en las que se requieran los mismos canales de procesamiento, surgirán conflictos entre las tareas, y tendrá que elegir en qué tarea centrarse y dedicar el canal de procesamiento.

Un estudio de Meyer, investigando la velocidad, la precisión y la memoria del cerebro en el procesamiento de la información demostró las limitaciones de la multitarea (“Control Ejecutivo de los procesos cognitivos en la conmutación de tareas”). Esto desencadenó la primera toma de conciencia de la contraproductividad de actividades simultáneas.

El trabajo de Meyer ha ayudado a demostrar que los seres humanos tienen problemas de ancho de banda. Resulta que la capacidad del cerebro para procesar información es limitada en una variedad de maneras – desde canales de procesamiento con límites del volumen de datos, velocidad y memoria de trabajo, confundiendo acciones de tareas reales y simultáneas.

En contra de la creencia común, no se puede hacer dos tareas cognitivas complejas a la vez. Cuando usted está en al teléfono y escribe un correo electrónico a la vez, en realidad está alternando entre ellos, ya que sólo hay un canal mental y neuronal a través del cual fluye el lenguaje. Con demasiado acceso a la red cerebral se apaga el pensamiento crítico. Los conflictos provocados por la incesante multitarea pueden desencadenar el estrés crónico y reducir la velocidad, la fragmentación de la productividad. 

Anuncios